CASI 7 DE CADA 10 PERSONAS CON ESCLEROSIS MÚLTIPLE PADECEN TRASTORNOS COGNITIVOS


Expertos reconocen que es muy grande el impacto que puede tener en la calidad de vida. Este fue uno de los temas del 3er CHARCOT Latinoamericano, un evento que reunió a más 200 especialistas de toda la región.

Entre el 60 y el 70 por ciento de las personas con esclerosis múltiple presentan lo que se conoce como alteraciones en la cognición, que consisten en dificultades para procesar y recordar información, seguir conversaciones, prestar atención o realizar tareas secuenciales. Aunque es importante seguir toda la evolución de los pacientes y atender otras manifestaciones de la enfermedad, los expertos reconocen que es muy grande el impacto que estos trastornos pueden tener en la calidad de vida. Este fue uno de los temas abordados en el 3er CHARCOT Latinoamericano, un evento que reunió a más 200 especialistas en esclerosis múltiple de toda la región llevado a cabo recientemente en Buenos Aires.

“Los trastornos cognitivos son muy frecuentes, pero hasta hace pocos años atrás no se los consideraba, no se los exploraba y no se los prevenía. La mayoría de los pacientes son jóvenes y, si no se abordan adecuadamente, estas alteraciones pueden reducir la productividad laboral y ocasionar dificultades en la vida social, generando mucha frustración, más allá de otros aspectos en los que la enfermedad puede ir avanzando”, refirió el Dr. Edgardo Cristiano, médico neurólogo, Director del Centro de Esclerosis Múltiple de Buenos Aires (CEMBA) del Hospital Italiano.

Los especialistas coincidieron en que todas las personas con diagnóstico de esclerosis múltiple deberían ser evaluadas sistemáticamente desde el punto de vista cognitivo para detectar en forma incipiente cualquier avance, antes de que desencadene dificultades de ningún tipo.

“En la actualidad, afortunadamente contamos con distintos instrumentos de monitoreo para determinar la presencia de estas alteraciones y poder implementar los abordajes necesarios para evitar que lleguen a impactar en la vida diaria”, señaló la Dra. Liliana Patrucco, jefa de la Sección de Enfermedades Desmienilizantes del Hospital Italiano de Buenos Aires.

En ocasiones, algunos familiares o cuidadores consideran que los pacientes con esclerosis múltiple no pueden manejar un vehículo o extraer dinero de un cajero automático, pero eso no es lo habitual; generalmente, los trastornos cognitivos no les quitan autonomía y pueden seguir llevando adelante esas y muchas otras acciones, pero las dificultades que pueden empezar a manifestarse son más sutiles y a veces difíciles de identificar”, aseguró Dr. Edgardo Cristiano.

“Hay que identificar estas alteraciones y luego aplicar estrategias de rehabilitación. En este caso en particular, se recurrirá a los tratamientos que se usan para controlar la enfermedad, disminuyendo el daño y anticipándose a la degeneración, los cuales van a tener un impacto positivo previniendo o retrasando la aparición de los trastornos cognitivos, pero además a esto hay que agregarle la rehabilitación cognitiva. En este sentido, se trabaja en forma grupal y también individual, dándoles tarea para el hogar a los pacientes”, indicó el Dr. Cristiano.

La esclerosis múltiple es una enfermedad inmunológica crónica y discapacitante producto del daño que se produce en la mielina, es decir, en la capa que recubre las fibras nerviosas del sistema nervioso central.

El tipo más común de EM es la remitente-recurrente, también llamado ‘con recaídas y remisiones’, en el que los pacientes tienen períodos de bienestar y, ocasionalmente, presentan episodios de reincidencias con síntomas muy concretos con elevado impacto en la vida cotidiana. Estos pueden ir desde perder la vista de uno o ambos ojos, la sensibilidad en un brazo o inclusive presentar dificultades para ponerse de pie o caminar; son generalmente transitorios, pero deben seguirse muy de cerca con el médico para evitar que siga produciéndose daño a nivel del sistema nervioso central.

Según datos aportados por los especialistas, la prevalencia de esta enfermedad, que suele presentarse entre los 18 y 40 años, es de 30 por 100 mil habitantes. Por lo tanto, se estima que en Argentina habría entre 14 mil y 18 mil pacientes, siendo la relación de 3 mujeres por cada hombre.

Fuente Consenso

::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::

Seguimos en nuestras redes sociales

Previous 14 de marzo, Día Mundial del Riñón
Next PROPONEN SE INCLUYA UN EXAMEN OFTALMOLÓGICO AL RECIÉN NACIDO EN EL PMO