Lunes 20 de Agosto de 2018

Registrate NEWSLETTER

¿Qué alimentos producen acné?

Cuánto incide lo que comemos en la aparición de granitos y puntos negros.

 

 

¿Qué alimentos producen acné?

Cuánto incide lo que comemos en la aparición de granitos y puntos negros.

La relación entra la dieta y el acné es un tema siempre presente en las consultas con nutricionistas y dermatólogos. ¿Es mito o realidad? ¿Podemos comernos un chocolate entero o una porción de papas fritas sin sufrir un brote en la cara? “Las personas tienen la creencia de que ciertos alimentos, tales como los chocolates y las nueces causan acné, pero la investigación médica no ha sido capaz de demostrar esto”, explica la Dra. María Rolandi Ortíz, especialista dermocosmiatra y directora de Ro Medical Art.

Sin embargo, la experta acepta que existen algunos estudios sobre hábitos alimenticios que vinculan a los carbohidratos simples –harinas blancas, azúcar, galletitas dulces, etc.– con la aparición de acné debido a la naturaleza glicémica de esas dietas. De todas formas, aclara, no son investigaciones concluyentes.

Si bien Ronaldi Ortíz insiste en que no está demostrada ninguna relación directa entre el acné y lo que se come o se deja de comer, sí explica que existen ciertos alimentos que ayudan a mantener una piel sana y radiante. ¿Cuáles son?

Agua: Tomar dos litros elimina toxinas y aporta nutrientes a todo el cuerpo.

Aceites esenciales: Incluir ácidos grasos omega 3 y omega 6 es muy beneficioso. El salmón, el aceite de linaza, el aceite de oliva, las semillas y los frutos secos, por ejemplo, son alimentos que los contienen.

Vitaminas y antioxidantes: Primero, contribuyen en la regeneración de la piel. La vitamina A renueva y protege las células. La vitamina C, ayuda a producir colágeno. La Vitamina E protege las células y previene del envejecimiento prematuro. La falta de vitamina A o B puede provocar muchos problemas de piel e incluso la caída del pelo.

Zinc: Actúa mejorando el colágeno. También, contribuye en la regeneración de los tejidos y en el mantenimiento de la salud de las células de la piel. ¿Dónde encontrarlo? En las semillas de calabaza, el ajo, el chocolate amargo y los garbanzos.

 

Con información de www.elle.clarin.com

:::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::::

Seguimos en nuestras redes sociales

 

volver