Sabado 15 de Diciembre de 2018

Registrate NEWSLETTER

Sanofi apuesta a la investigación y desarrollo científico para combatir enfermedades olvidadas

 

Sanofi apuesta a la investigación y desarrollo científico para combatir enfermedades olvidadas

Desarrolla actividades educativas para la comunidad y profesionales médicos, firma acuerdos de investigación y otorgó un beca de 800.000 pesos. Todos los esfuerzos están destinados a combatir enfermedades de gran impacto social como el Mal de Chagas, que actualmente es considerada una de las afecciones más relegadas en el mundo. En América Latina hay cerca de 108 millones de personas que se encuentran en riesgo de contraer la enfermedad.

Sanofi, compañía farmacéutica enfocada en las necesidades de sus pacientes, continúa con su labor de promover el mejor acceso a la salud en pacientes de enfermedades huérfanas, como el Mal de Chagas. En tal sentido para combatirlas genera alianzas estratégicas con instituciones públicas y privadas y participa activamente en la realización de acciones educativas y el desarrollo de investigaciones científicas.

Actualmente, según la “Organización Panamericana de la Salud”, existen 7.54 millones de personas afectadas por el Mal de Chagas y se estima que cada año se descubren alrededor de 55 mil casos nuevos. Considerada una de las mayores enfermedades olvidadas en el mundo, afecta a las zonas más vulnerables y promueve la pobreza por su impacto directo en la productividad laboral al generar discapacidad y aumentar las posibilidades de muerte prematura. Frente a esta realidad, Sanofi Argentina a través de su “Programa de Enfermedades Olvidadas”, busca mejorar la calidad de vida de quienes padecen esta enfermedad a través de mejoras en los tratamientos existentes, el desarrollo de investigaciones científicas que aporten información relevante y el acceso a la medicación. Dicho programa se basa en la educación y la investigación científica.

En materia educacional, Sanofi publicó el libro “Miocardiopatía Chagásica” que aborda el tratamiento de una de las complicaciones más discapacitante de la enfermedad desde la visión de diferentes profesionales de la salud que se unieron con el fin de garantizar un sistema de salud igualitario y avanzado que pueda darle respuesta a los pacientes.

Además, en el marco de su “Programa Educativo contra la Enfermedad de Chagas” realizó una campaña en la comunidad de Graneros en la Provincia de Tucumán con el objetivo de promover el conocimiento sobre la enfermedad de Chagas y concientizar a la comunidad respecto de cómo prevenirla. Para esto Sanofi creó un comité educativo que involucró a los maestros y representantes locales a quienes se los capacitó sobre las formas de contagio, medidas de prevención y signos de alarma. Diseñó además materiales educativos para usar en los colegios y organizó reuniones mensuales para hacer el seguimiento de las actividades del programa. Además se llevaron a cabo charlas informativas para la comunidad y cuatro talleres educativos anuales en escuelas y un concurso de dibujo, en el cual los chicos fueron los encargados de difundir los mensajes a sus familias.

Por otra parte, destinado a profesionales de la salud Sanofi formó parte de la “Latin American International Chagas Indeterminate Consens” y las “Jornadas endémicas transmitidas por vectores” que se realizaron en conjunto con la Federación Argentina de Cardiología,  Ministerio de Salud y la Universidad de Medicina de Tucumán y contó con la participación de más de 200  médicos y jóvenes estudiantes de medicina. Otra de las actividades realizadas fue el “Simposio Internacional sobre avances en Investigaciones sobre la enfermedad de Mal de Chagas” junto al CONICET e INGEBI. Del mismo participaron más de 150 médicos que debatieron sobre la enfermedad y los avances científicos desarrollados en los últimos tiempos en pos del tratamiento de la enfermedad y sus pacientes.

En cuanto a investigaciones científicas, Sanofi junto con CONICET equipó un laboratorio para testear los componentes de determinadas drogas de Sanofi con el objetivo de probar su utilidad para combatir el mal de Chagas. Al mismo tiempo se desarrolló un simplificado para la caracterización del Tripanosoma cruzi. Por otro lado el año pasado Sanofi junto con CONICET y el Ministerio de Ciencia, Tecnología e Innovación Productiva de la Nación, abrieron la convocatoria para la presentación de proyectos de innovación tecnológica e investigación aplicada sobre “Enfermedades Olvidadas, Huérfanas o Desatendidas”. El proyector ganador recibe por parte de Sanofi 800 mil pesos para llevar a cabo el diseño y evaluación de un prototipo de vacuna oral contra esta enfermedad.

 

 

volver